Pasos imprescindibles para empezar a exportar

Adaptar la web y los productos al mercado, contar con la documentación necesaria y tener un buen seguro resulta fundamental para iniciar una actividad internacional.

 

Comenzar a exportar es uno de los pasos que toda empresa sueña con dar, pero también uno de los más complicados por todos los trámites, gestiones y dudas que pueden darse al iniciar dicha actividad internacional. ¿A qué países exportar? ¿Cómo hacerlo? ¿Cuál es la documentación necesaria? Para intentar resolver todas estas dudas, desde Mundospanish.com hemos elaborado este artículo en el que te contamos qué es lo imprescindible para comenzar a exportar.

Pasos para exportar

Lo primero que la empresa tiene que definir es cuáles son los mercados más interesantes para su negocio y por qué. Para ello, es fundamental realizar un estudio de mercado previo, ya que se puede dar el caso de que el producto no sea interesante para un país concreto o que el nivel de competencia sea demasiado alto.

En paralelo, hay que desarrollar una página web que sirva como carta de presentación tanto del negocio en sí como de la oferta de productos. Esto resulta fundamental para que cualquier importador, distribuidor, partner o cliente pueda obtener información de primera mano y contactar con facilidad. También es importante que la web tenga, como mínimo, una versión en español y otra en inglés.

Una vez identificados los mercados y hecha la página web, hay que definir estrategias concretas para cada país. Lo más recomendable sería comenzar con la adaptación del catálogo y de las etiquetas del producto al idioma local. Además, en algunos casos, también será importante adaptar el packaging a las peculiaridades y características de los consumidores.

Otra de las decisiones que la empresa tiene que tomar es la de cómo exportar. ¿A través de canales de venta online externos o por cuenta propia? Ambas opciones tienen sus pros y sus contras, por lo que la empresa debe valorar cuál es la más adecuada para su modelo concreto de negocio.

En cuanto a la documentación necesaria, hay que señalar que dependerá del tipo de productos que se exporten y el país de destino. No obstante, los documentos más relevantes son:

DUA o documento único administrativo de exportación. Se tramita en la Agencia Tributaria y sirve para declarar las mercancías que se van a exportar y sus características.

– Cuadernos ATA y CPD. Documento aduanero que reconoce la mercancía temporalmente, como si fuese un pasaporte y sin tener que pagar ningún tipo de arancel en el país de destino. Es utilizado con frecuencia para eventos y ferias que se realizan en el extranjero.

-Packing list. Es un documento obligatorio que contiene la información de la mercancía para evitar posibles pérdidas y facilitar el acceso en aduanas.

-Certificado de origen. Son las Cámaras de Comercio las encargadas de emitir este documento que acredita que la mercancía procede del país de origen para evitar posibles fraudes. Se utiliza para exportaciones fuera de la Unión Europea y tiene caducidad.

Además, la empresa tiene que estar siempre alerta ante posibles situaciones que pueden poner en riesgo la mercancía y el dinero, por lo que es imprescindible que cuente con un buen seguro. Algunos de los más relevantes en el sector de la exportación son:

  • Seguro de mercancías. Pueden ocurrir imprevistos que hagan que la mercancía se dañe, se pierda, sea robada o no llegue a tiempo al país de destino, haciendo perder a la empresa mucho dinero, por lo que este tipo de seguro es perfecto para mantener a salvo nuestra mercancía.
  • Seguro de cambio de divisas. Es el más adecuado para exportar fuera de Europa o en países en los que no se utilice el euro. El cambio de divisa puede afectar drásticamente a los costes financieros de la empresa, y este tipo de seguro trata de reducir dicho impacto.
  • Seguro de crédito a la exportación. En caso de tener acuerdos con importadores y estos incumplan sus contratos, este tipo de seguro cubrirá cualquier tipo de problema relacionado con el dinero.

Por último, hay que mencionar que la asistencia de la empresa a ferias internacionales no resulta prioritario, pero sí ayudará a conocer y contactar con distribuidores, importadores o profesionales interesantes para el desarrollo del negocio. La asistencia a estos eventos suele tener un coste alto, por lo que lo mejor es seleccionar aquellos más afines e interesantes del sector. Destaca la fuerza que están cogiendo las ferias online en los últimos tiempos, ya que resulta una opción más económica y cómoda para que la empresa esté presente en un mayor número de eventos.

Si  buscas internacionalizar tu empresa y exportar tus productos o servicios a otros países ponte en contacto con nosotros, estaremos encantados de ofrecerte las mejores soluciones.