Un 20% sufre problemas para exportar a la UE

Más de la mitad de estos obstáculos comerciales tienen que ver con el retraso de los pagos internacionales.

Veinte años después de haberse creado el Mercado Único, las empresas españoles siguen encontrando problemas a la hora de exportar dentro de Europa. Así lo demuestran los resultados de la undécima fase del proyecto ‘Línea Abierta’, presentados hoy por el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, y el secretario general de la CEOE, José María Lacasa.

Línea Abierta detecta los problemas para exportar a Europa.Según el informe, que analiza exhaustivamente la labor exportadora de 900 compañías españolas, el 20% asegura haber sufrido complicaciones comerciales con Europa, mientras que una de cada nueve afirma haberse topado con obstáculos de mayor gravedad. No obstante, un 70% de las empresas reconoce que sus oportunidades de negocio en la UE han aumentado, debido principalmente a la “crucial importancia” de los mercados exteriores en tiempos de crisis.

De la última edición de ‘Línea Abierta’, creado para identificar y solucionar las barreras que dificultan la exportación a otros países de la UE, se desprende que 176 empresas experimentaron 689 problemas relacionados con el comercio intracomunitario, de los cuáles 184 son obstáculos graves y 505 dificultades leves.

Más del 50% de los obstáculos detectados en el Marco Común están relacionados con el retraso de los pagos, algo que García-Legaz vincula “directamente” con la situación de crisis económica que vive toda Europa. Lacasa se muestra de acuerdo con el secretario de Estado, pero advierte de que se trata “de «un problema clave para las PYMES, ya que afecta de forma directa a su línea de flotación de liquidez» y hace que la financiación de los clientes sea “a costa de los proveedores”. Otros de los obstáculos más destacados son las normas técnicas (25%) y el envasado (10%).

Los sectores con mayor número de obstáculos registrados son los transformados y bebidas (20,1%), mientras que los países más denunciados en este informe son Italia (22,4%), Francia (17,4%), Portugal (15,2%), Alemania (13,6%) y Reino Unido (7,6%), también principales clientes y proveedores de las empresas españolas.

Por Comunidades Autónomas, las empresas que más obstáculos han encontrado pertenecen a Cataluña (28,8%), Comunidad Valenciana (14,1%), Castilla y León (10,3%), Galicia (7,6%) y Aragón (7,6%).

Al margen de los resultados del informe, el secretario de Estado de Comercio ha explicado que la Ley de Unidad de Mercado, que previsiblemente será aprobada el próximo mes de enero, tiene un objetivo común con Europa: “Se trata de reconstruir el mercado nacional eliminando barreras, problemas y dificultades derivadas de la proliferación de normativa autonómica”.