SkaleUp, una aliada española para entrar en Silicon

La española Isabel Parrillas dirige una consultora especializada en el asesoramiento a empresas españolas y startups interesadas en establecerse o buscar financiación en Silicon Valley.

Silicon Valley es el epicentro de la innovación tecnológica a nivel mundial. La meca digital, desde hace ya varias décadas. Decenas de miles de empresas intentan, cada año, hacerse un hueco en este extremadamente competitivo ecosistema. “No es fácil acceder y hacer buenos negocios, pero es posible”, indica Isabel Parrillas, co-fundadora y dueña de SkaleUp. “Prueba de ello es que muchos españoles lo han conseguido”, agrega.

SkaleUp es una consultora especializada en ayudar a empresas internacionales a entrar en Silicon Valley y, a empresas afincadas en el gran valle, a acceder a otros mercados. “El 50% de los trabajadores en Silicon Valley son extranjeros; nórdicos, alemanes, franceses…”, apunta la empresaria desde el distrito financiero de San Francisco. “Españoles no hay muchos. En España hay talento, pero no estamos bien organizados para venir. Para eso está SkaleUp”.

SkaleUp - Emprendedores en Silicon ValleyComo experta en Silicon Valley -no en vano, en la actualidad también trabaja con la Universidad de Stanford, tras una fructuosa estancia, como invitada, en el departamento Genome Technology Center˗, Parrillas ayuda a las empresas con asesoramiento y gestión legal, petición de visados, patentes y propiedad intelectual, contactos con inversores, contrato de personal e, incluso, a encontrar colegios para aquellos empresarios que tengan hijos. Todo ello de una forma personalizada. Y ese, exactamente, es el punto fuerte de SkaleUp, como lo demuestra en este webinar sobre cómo emprender en Silicon Valley grabado para el proyecto Emprende por el Mundo.

“No hay muchas empresas como la nuestra”, apunta. “Hay muchas que organizan programas de inmersión de tres semanas, muy genéricos; otras se centran, solamente, en el aspecto legal. Nosotros nos diferenciamos porque somos un punto de contacto integrado y holístico. Tenemos una amplia red de contactos muy especializados, por lo que podemos organizar una estrategia personalizada. Ayudamos a las empresas a que no pierdan ni tiempo ni dinero”.

Parrillas explica la necesidad de trabajar con una consultora por medio de ejemplos reales, como el de un empresario francés, cuya compañía estaba creciendo a un ritmo del 50% al año, con planes de ir a Silicon Valley. “Quería volar a San Francisco y comenzar a hacer contactos. Yo le pregunté si tenía la patente del producto en EE.UU., y no la tenía. Eso es un grave error. Por eso es tan importante planificar todo muy bien antes de dar el paso, tener una agenda clara, para que el viaje sea lo más fructífero posible”.

ADAPTACIÓN CULTURAL Y NETWORKING

Isabel_Parrillas_SkaleUpLas diferencias culturales también pueden provocar un traspiés en el momento más delicado, frente a un posible inversor, por ejemplo. “Los españoles solemos interrumpir mucho al hablar y, aquí, eso es de muy mala educación. He llegado a ver a un empresario, en un pitch, respondiendo a la pregunta del inversor antes de que éste la terminara, y eso te puede llegar a costar toda la reunión. Hay que saber cómo negociar, cómo presentarte, qué hacer y qué no hacer…”.

La clave del éxito en Silicon Valley son las relaciones, el networking. Pero más valioso que tener muchos contactos es que sean buenos, según Parrillas. “Es mejor que sean pocos y que podamos cuidarlos bien, nutrirlos”. Para eso, sin embargo, hace falta tiempo, y el mayor problema del valle es su alto costo. “Por eso hay que ir con el trabajo hecho, bien planificado, para ser lo más productivo posible. Nosotros ayudamos a hacer las cosas con tiempo y bien”.

Antes de iniciar su andadura como emprendedora, Isabel Parrillas trabajó catorce años en Cisco Systems, además de en IBM y en Price Waterhouse Coopers. Una carrera profesional que la ha llevado a vivir en seis países y, así, a desarrollar una gran capacidad de adaptación con la que intenta ayudar a sus clientes. Es por ello, también, que además de SkaleUp, Parrillas tiene en mente abrir un canal educativo para españoles en YouTube, en el que dará pistas sobre cómo acceder a este mercado.

Nacida en Castellón, en el seno de una familia humilde, Parrillas se siente “en deuda” con la sociedad por varias becas que ha recibido a lo largo de su carrera. Es ese uno de los motivos por los que colabora con una ONG que ofrece becas a estudiantes con pocos recursos económicos y, también, una razón de peso para trabajar en este ámbito, tan trabajoso como gratificante: “Es muy estimulante poder ayudar a empresarios con tanta pasión; ayudarles y ver que lo consiguen”.

En Silicon Valley hay una grandísima competencia pero, tal y como dice Parrillas, “se puede”. Es por eso que anima a todo aquel que tenga el sueño de llegar aquí a intentarlo. “Si lo tienes bien planificado, la mitad lo tienes conseguido”.