Novedades sobre El Tratado de Libre Comercio entre EEUU y la UE (III)

La tercera ronda de negociaciones para el Tratado de Libre Comercio entre EEUU y la UE, celebrada en Washington, se cierra con un importante obstáculo a la espera del nuevo encuentro

Por Victoria Valbuena, autor de Mirando al Mundo y colaborador de nuestro panel de expertos

Tras la tercera ronda de negociaciones del TTIP (Transatlantic Trade and Investment Partnership) que tuvo lugar el pasado diciembre en Washington, parece que las negociaciones para el tratado de libre comercio se enfrentan a un importante obstáculo en el campo relativo a las inversiones. Y es que tal y como aparecía en la prensa en los últimos días (ver artículo aquí), el nivel de protección de las inversiones de empresas no alcanza el mínimo necesario marcado por el Comisario de la UE Karel de Gucht. Por tanto, desde la Comisión Europea se ha decidido paralizar las negociaciones en esta área, a la espera del informe a realizar por el equipo técnico de este Comisario europeo.

Pero, además, se quiere abrir la puerta al público en general para que opine sobre este tema. En una de las últimas actualizaciones de la información sobre el TTIP en la web de la página de la Comisión Europea aparece una nota de prensa en la que se pone de manifiesto la voluntad de escuchar a los agentes involucrados en esta cuestión para intentar solventar el problema de la forma más satisfactoria posible para todos los implicados. Os dejo aquí el enlace para que podáis consultarlo.

El resto de áreas siguen negociándose de forma normal. De especial relevancia para muchas empresas es el tema normativo, que de facto supone una barrera de entrada fundamental en el mercado, impidiendo que a día de hoy se puedan vender sus productos allí sin adaptaciones técnicas y homologaciones previas. La armonización en materia normativa es muy complicada dada la enorme diferencia entre los sistemas legislativos a uno y otro lado del Atlántico.

Pero parece ser que la postura que impera es la del reconocimiento mutuo, lo que facilitará enormemente las negociaciones. Lo que es válido a un lado del Atlántico, muy probablemente lo será al otro. Y el desmantelamiento arancelario está prácticamente garantizado.

La próxima ronda está previsto que se celebre en suelo europeo en marzo, previsiblemente coincidiendo con la visita del Presidente Barack Obama a Bruselas sobre el 26 de ese mismo mes. Esperemos que las negociaciones sigan un buen camino, y que nos acerquemos un poquito más a la firma definitiva de este tratado, tan importante para la UE y EE.UU.

Puedes seguir a Victoria Valbuena en su blog y en Twitter.